5 de octubre de 2017

Repercusiones de un mediodía agitado: desde el IPH hablaron de “conmoción y tristeza” Autoridades determinaron abrir instancias de diálogo con el alumnado para reflexionar sobre la amenaza de bomba que puso en alerta al colegio.

Autoridades del Instituto Paul Harris (IPH) determinaron abrir instancias de diálogo con el alumnado para escuchar a los chicos y reflexionar en conjunto respecto a la amenaza de bomba que este miércoles puso en alerta a toda la comunidad educativa del establecimiento ubicado en Entre Ríos y Urquiza.

Claudia Estecho, directora de la institución, señaló en diálogo con El Roldanense que tras el llamado de alerta por la supuesta existencia de un artefacto explosivo se vivieron horas “no de pánico, pero sí de conmoción y mucha tristeza”.

“Así como cuando la violencia es entendida como un juego, nos preocupa que una amenaza de bomba pueda ser entendida como una broma. Nos hace pensar qué estamos haciendo para acompañar el desarrollo de los chicos”, analizó la docente.

Es por ese motivo que se decidió generar charlas “curso por curso” con el objetivo de que los alumnos del IPH puedan expresar sus sensaciones respecto a lo ocurrido, así como para hacer foco sobre “conceptos y valores”.

Mientras se desarrolla la correspondiente investigación, Estecho sostuvo que no está decidido si el colegio procederá con sanciones en caso que la amenaza haya provenido de uno o varios alumnos. “No nos anticipamos; llegado el caso nos sentaremos a pensar”, indicó en ese sentido.