30 de julio de 2016

Autopista: según la Policía los problemas aparecen “cuando el patrullero se va” Ante nuevos robos que tuvieron lugar en el ingreso al corredor vial que une Roldán con Rosario, el Jefe de la URII dijo que “la fata de rotondas” complica la vigilancia.

Dos nuevos hechos de inseguridad ocurrieron durante la última semana en el ingreso a Rosasrio por autopista, un punto donde al menos dos móviles policiales están apostados de manera casi permanente. Consultado al respecto por la radio LT8, el jefe de la Unidad Regional II de Policía, Marcelo Villanúa, dijo que los ilícitos son cometidos cuando los patrulleros deben desplazarse y abandonar sus puestos por diversos motivos.

“Tenemos un móvil en el sector de Santa Lucía, en el puente peatonal. Tenemos otro móvil en una arboleda camino a Funes donde está el barrio Tango. Y hay un tercer patrullero de la Policía Vial que está sobre el puente de Wilde que hace el recorrido de Rosario a Funes”, enumeró Villanúa en diálogo con la mencionada emisora.

El jefe policial también expresó que los efectivos suelen encontrarse con inconvenientes como la falta de rotondas. “No hay un cruce de carril a carril, entonces el automóvil tiene que dar toda la vuelta. Además no hay calles paralelas donde apostar los patrulleros para que no corra riesgos el personal policial que está dentro del vehículo, ya que debe resguardarse de un eventual accidente, de la posibilidad que un conductor pierda el control del auto, o se quede dormido, o por cualquier causa mecánica pueda embestir a este patrullero”, advirtió.

En ese sentido, según describe el sitio de La Capital, el funcionario admitió que cuando el patrullero deja su puesto por alguna razón, ocurren los robos. “Sucede que por cualquier circunstancia cuando este móvil que está sobre el puente de Wilde debe trasladarse para hacer el recorrido que le fue asignado, o bien para asistir a un automovilista, esos son los momentos que se aprovechan para cometer el ilícito”, inidicó.