13 de noviembre de 2015

“Los patrullajes son fundamentales para disuadir el delito” El Roldanense entrevistó al nuevo Jefe policial local, Sergio Valenzuela. ¿Cómo encuentra la Comisaría? ¿Hay suficientes recursos? ¿Se repite el Operativo Verano?

Sergio Valenzuela es el flamante jefe de la Comisaría Sexta luego de que Fernando Zabala fuera trasladado como Inspector Zonal. Con apenas algunos días en funciones, el nuevo comisario recibió a El Roldanense y repasó los principales temas referidos a la tarea que tiene por delante en la ciudad.

¿Cómo encontró la Comisaría, en cantidad de efectivos y móviles, en relación a las exigencias de la ciudad?

Contamos con dos móviles que están en buen estado y en personal también estamos cubiertos. Son 24 efectivos que trabajan en guardias de 24 horas, dentro de las cuales tenemos sumariantes y gente que patrulla. En algunos días también se incorporan los cinco nuevos efectivos que van a complementar el trabajo de la Comisaría, y también está la posibilidad de que la Provincia destine algunos más.

¿Cómo proyecta el trabajo con Comando y GUR?

Tenemos directivas del Inspector de Zona Sergio Di Franco de trabajar bien cerca y en permanente contacto. Hoy estamos divididos en el control de la ciudad: el Comando está más que nada en los loteos, pero cuando necesitamos una colaboración urgente se le da conocimiento y se actúa en conjunto, es decir, se trabaja bien coordinado. También con la GUR, que puede aportar mucho con sus recorridas y los chequeos de documentación, ya con eso están ayudando mucho a disuadir el delito.

A partir de esta nueva extensión de la ciudad, ¿a ustedes como fuerza de seguridad se les complica más tener el control?

Sin dudas se puede llegar a complicar, pero hay que ponerle un poco más de empeño. Ahora en verano aumenta incluso la cantidad de gente que hay en la ciudad, que llega a las casas de fin de semana, hay más movimiento. Por eso vamos a seguir haciendo operativos conjuntos incluso con otras fuerzas de seguridad de la zona.

¿Se repite el Operativo Verano?

Todavía no está confirmado, pero calculo que si dio resultado se va a hacer lo mismo que se hizo el verano pasado.

Este año se dieron casos que no eran moneda corriente en la ciudad, como la presencia de mecheras, arrebatos en la vía pública o robos muy violetos a mano armada. ¿A qué se atribuye esto?

Se debe en parte a que al poner mucha seguridad en Rosario, la frontera del delito se expande. Se ve esto también en otras ciudades del Cordón Industrial. Por eso es fundamental patrullar para prevenir e intentar que no ocurra. Ahí la colaboración de la GUR es primordial. Y también es importante que la gente llame a nosotros o al Comando cuando ve personas en actitud sospechosa.

¿Se han reunido con el Centro de Monitoreo? ¿Cómo se puede articular el trabajo?

Nosotros trabajamos permanentemente con ellos. Hubo algunos hechos de arrebatos, y cuando pasa eso nos reunimos con la gente de las cámaras y pedimos videos.

¿Existe la posibilidad de que haya una alerta inmediata y se pueda actuar sobre el hecho en el momento en que está ocurriendo?

Por el momento lo que se hace es, una vez ocurrido el hecho, verificar qué escenas fílmicas se tiene.

¿Sirve como prueba para Fiscalía?

No tanto, es más bien una ayuda para investigar y en base a eso poder pedir órdenes de allanamiento.

¿Por qué ocurre que una vez que se apresa al delincuente y queda en manos de Fiscalía, recupera la libertar inmediatamente? ¿Hay una falta de coordinación entre el poder policial y el judicial?

Ellos se rigen por el código de procedimiento y son, como suele decirse, garantistas. Son las leyes. Los fiscales son quienes estudian el hecho y si les corresponde esperar el proceso en libertad, lo determinan ellos. Nosotros somos auxiliares de la Justicia, hacemos nuestro trabajo y después ellos son quienes toman la última decisión.