21 de agosto de 2015

Vecinos de Tierra de Sueños 2 y 3 llevaron su malestar al Concejo Dardos contra desarrollador, Municipalidad y Provincia. Inundaciones y acceso al gas natural, las principales preocupaciones.

Un nutrido grupo de propietarios de Tierra de Sueños 2 y 3 asistieron ayer por la noche al Concejo Deliberante para volver a transmitir a los seis ediles del cuerpo su profundo malestar en relación a obras inconclusas en los dos barrios. Las principales preocupaciones expuestas pasaron por el temor a inundaciones y la falta de acceso al servicio de gas natural.

A lo largo de un encuentro que alcanzó altos picos de tensión, quedó en evidencia el enojo de los presentes para con la desarrolladora Aldic. Pero también sonaron fuertes críticas hacia la Municipalidad, por haber procedido con los permisos de urbanización sin exigir soluciones previas a los problemas con que hoy se encuentran los habitantes, y para la Provincia, sobre todo en relación al diseño de una estructura de desagüe de cuestionada efectividad.

Como resultado de las alocuciones, que por momentos pusieron a los propios concejales bajo el ojo de la tormenta, los integrantes del órgano deliberativo gestionaron y confirmaron una nueva reunión para la próxima semana, de la cual participará el intendente José María Pedretti y a la cual también serán convocados representantes de Hidráulica de Santa Fe y Litoral Gas. Tal como demandaron desde la Vecinal y los propietarios en general, quienes prevén asistir masivamente a ese cónclave, la idea es avanzar con soluciones concretas e inmediatas para al menos algunas de las problemáticas expuestas.

Cabe destacar que el martes de esta semana el cuerpo deliberativo envió una carta documento a la desarrolladora Aldic intimando a la ampliación, en un plazo de 30 días, de la hipoteca que respalda la terminación de obras pendientes.

Según el texto, que lleva la firma de la presidenta del Concejo, Jorgelina Alfonso, el monto de la garantía –hoy en 11 millones de pesos– debe ascender a 52 millones de pesos y abarcar terrenos y estructuras edilicias con que cuenta la firma urbanizadora en los mismos barrios ubicados sobre la vera sur de la autopista. De completarse ese paso, seguiría actualizar los términos de caución con el Municipio y fijar vía ordenanza nuevos plazos de ejecución –el último venció a fines del año pasado–.

Inundaciones, la gran preocupación

Si bien los reclamos apuntan a demoras en la finalización de diversas obras comprometidas por el desarrollador, sobre todo en relación al gas natural, hoy la principal preocupación pasa por otro lado: el temor a próximas inundaciones, especialmente en Tierra de Sueños 3. Es que con la tormenta de la semana pasada el barrio la pasó mal y existe una profunda inquietud de cara a lo que, según previsiones, serán meses de intensa lluvia.

Tras prestar atención a los miedos expuestos por los vecinos, el concejal Diego Pilón explicó que el problema actual radica en obras de desagüe encargadas a Aldic por parte de Hidráulica provincial, a las cuales definió como “una aberración”.

Todos los ojos están puestos sobre un derivador que sale del Canal de la Legua y que, previo al paso por un reservorio ubicado dentro del barrio, vuelve a ingresar a ese conducto pluvial. Según el edil oficialista, se trata de una estructura que “hace entrar el agua” a Tierra de Sueños 3 y que “anula” un terraplén que protegía a la urbanización. “Antes esa zona no se inundaba”, apuntó en ese sentido.

Frente a la exposición de Pilón, los vecinos presentes reclamaron que el Municipio bloquee el interconector mencionado, aunque lo cierto es que la potestad para proceder con una acción de ese tipo se encuentra bajo la órbita de Santa Fe.