31 de mayo de 2018

La roldanense que está en carrera para convertirse en La Voz Argentina Se presentó en el casting que se hizo este miércoles en Rosario para ser parte del exitoso programa que emite Telefé. “Cantar es mi sueño”, asevera.

La quinta edición de La Voz Argentina ya está en marcha y los productores del exitoso programa que emite Telefé comenzaron con los castings en diferentes ciudades del país. Este miércoles y jueves fue el turno asignado a Rosario y entre los cientos de participantes que concurrieron a probar suerte hay una representante de Roldán: Cintia Delay.

Cintia vive en barrio El Arrabal y es ama de casa, pero lleva la música en las venas y por eso cada actividad que desempeña en el día la hace con su fiel compañera. “Le rompo los tímpanos a los vecinos”, bromea con frescura en diálogo con El Roldanense a pocos minutos de haberse presentado en la audición.

Lo hizo interpretando el tema Paisaje, de Gilda: “Me encanta la cumbia, y por eso elegí esa canción”, explica y a cada rato repite que su sueño siempre fue cantar. De hecho, actualmente lo hace pero no de manera profesional: en iglesias, en karaoke y en algunas fiestas que organiza el Municipio.

Esa práctica le fue fundamental para darle soltura en un momento en el que los nervios pueden jugar una mala pasada. “No me puse nerviosa porque estoy acostumbrada”, dijo la artista y contó que a la prueba iban ingresando de a grupos de 15 personas y que cada uno cantaba una pequeña parte del tema que había elegido.

“Después de eso la gente de la producción te decía que te iba a llamar cuando tengan los resultados pero no decían en cuánto tiempo. Previamente nos habían dado una planilla donde poníamos todos nuestros datos”, sumó Cintia.

Ella fue a las 5 de la mañana a hacer cola y ya había más de 200 personas esperando. Sin embargo, el proceso era bastante rápido y a las 9.15 le tocó su turno. Enseguida le empezó a llegar todo el apoyo de familiares, amigos y conocidos de la ciudad que cuando se enteraron por las redes sociales de su participación, no dudaron en expresar su afecto y en enviarle fuerzas.

“Fui de casualidad, porque en realidad se iba a presentar mi sobrina pero no pudo porque era menor de edad, entonces ahí me alentaron a que me anime yo y fui”, recordó Cintia. Quizás las casualidades no existan y esta sea la chance que tanto esperó para que en todo el país se pueda conocer su voz.