13 de septiembre de 2016

Saliendo de Roldán: si permanece en rojo es porque vas demasiado rápido Desde fines del mes pasado funciona en el límite con Funes un semáforo inteligente que cambia de color de acuerdo a la velocidad de los vehículos.

Finalmente se completó la instalación y hacia fines del mes pasado se pusieron en funcionamiento dos semáforos inteligentes sobre Ruta 9 en jurisdicción de Funes, uno de ellos apenas saliendo de Roldán en dirección al este.

Los dispositivos trabajan con detectores de velocidad que determinan los cambios de color. Si los vehículos se aproximan a 60 kilómetros por hora o menos, es decir dentro del margen permitido, se enciende la luz verde. Caso contrario, permanece en rojo.

Tal como informó el portal Info Funes, el otro de los semáforos inteligentes se puso en marcha en la intersección de Ruta 9 con Jorge Newbery, a la altura del aeropuerto internacional de Fisherton.